Saturday, March 20

Ya no sé filo chao con tu vida con tu cuerpo con tu voz contigo ya no quiero náh.
Sabi que odio este día, pero lo odio con todas mis ganas porque no podría ser peor, no ha habido un día peor, y eso que igual pasaron cosas buenas, pero por la mierda, soy yo la que anda con el ánimo por el suelo y más encima mi útero se contrae y no es por la oxitocina generada por los besos ni por los abrazos es la oxitocina generada por algo que odio y ya no quiero más, quiero llorar, quiero saltar, quiero arroz con leche y jugo de naranjas y chocolate y un besito en la frente, una llamada hueón, un mensaje, un lo que sea, acuerdate de mi por la chucha, ya para de ser tan egoísta y de pensar en ti, yo tengo pena por la chucha atina hueón de mierda. Me dan ganas de mandar todo esto a la mierda pero no saco nada porque lo que digo ahora no es realmente lo que siento, lo peor es que en el fondo lo tengo muy claro, son las hormonas, las hormonas son lo que me hacen hablar fuerte y querer llorar y echarte tanto de menos y odiarte un poco también porque siento que no me quieres y siento que tengo que mandar todo a la mierda. Ya bueno, no lo voy a hacer pero solo porque mañana me arrepentiré y es que te extraño te extraño y no quiero que ella te vea quiero que seas mio y no quiero que le hables quiero que la odies quiero llorar quiero morir quiero dormir ya no quiero náh y puta que ando hueona. Ya chao.

Friday, March 19

aprendiz.

No quiero sentir amor, es eso lo que pasa, porque ya dejé de amarlo por enésima vez y no quiero amar otra vez. Quiero estar asi. Como hoy. No como ayer, ni como el año pasado, ni como el anterior. Yo solo quiero estar asi. Ya no soy tan dependiente de tus besos, aunque a veces hago como si los necesitara, es porque te quiero y no quiero que te vallas tan rápido, las despedidas dejan un vacío en la guata que no se llena con otro tipo de cariño. No importa si pierdo esta vez, no importa si vuelvo a llorar, pero lo único que quiero es no amarte de nuevo. Me di cuenta anoche. Porque buscaba la sobredosis de oxitocina y ya no estaba ahí. Creo que es demaciado tarde, don't you think? Pero a quién le importa, yo creo que para ti hace rato dejó de ser importante el compromiso y no volverá a importarte por largo tiempo, quizás cuando vuelvas a considerarlo te darás cuenta que no soy yo y es otra persona o quizás yo ya estaré muuuuy lejos de nosotros. Insisto, a quién le importa. Agradezco tanto lo que me haz dado, amo tanto todo lo que hemos tenido, nuestras historias, este tiempo juntos, lo que alguna vez fue amor, esos recuerdos, las cosas que solamente pudiste enseñarme tu y nadie más que tu. Me parece a mi, o es tiempo de crecer? Tengo pocas cosas que decirte ahora, por primera vez en años, siento que te lo he dicho todo. No sé hasta cuando seguiremos así, parados donde siempre hemos estado, diciendo cosas sin sentido para romper un hielo que no existe... es mucho para mi. Las hojas de los árboles aún no empiezan a caer y yo ya estoy pensando en alejarte de mi, para siempre sacarte de aqui, pero no puedo, aún te quiero. No puedo decir que no volveré a caer, no puedo ni siquiera decir que no volveré a enamorarme de ti, lo único que digo, es que no quiero hacerlo. Ya no quiero amarte otra vez.

Monday, March 15

Que lindas se ven las estrellas cuando se corta la luz en el 90% del país.

Friday, March 12

ah.

Bueno, y anoche, otra de tantas.
Las réplicas me apretan la guata aunque me quiera hacer la valiente insultando con improperios huevones a las placas tectónicas y a la pachamama que no para de perrear, pero en el fondo se me llenan los ojos de lágrimas y quiero salir corriendo -teniendo claro que no sirve para nada.-
Entonces no quería dormir sola, me di hartas vueltas, tomé sopa de brócoli, vi tele, me lavé los dientes, conversé con mi mamá y la convencí de que era seguro ir el domingo a Rock por Chile.
- Sofi, ¿querí dormir conmigo hoy?
- Ya bueno, pero en mi cama.
- Ya.
- ¿Teni miedo acaso?
- Un poquito.
- Ya, yo te cuido entonces.
Me saqué los aros, el collar, la ropa y me amarré el pelo. Tomé mi celular, mi almohada y un libro de Fuguett y me acomodé al rinconcito de la cama de mi hermana chica, que me iba a cuidar en caso de una réplica maricona. La Sofi se duerme y tres segundos después una sacudida pequeñita, la miro y ni se mueve, asi que intento concentrarme en el libro lo más que puedo, avanzo 20, 30, 60 páginas y derrepente las letras se ponen a bailar, se deslizan, se provocan, se tocan y se chupetean. Ya, tengo mucho sueño, mejor me acomodo para dormir. Abrazo a la engendra que esta cubierta por una capa delgadísima de sudor de bebé. Me duele la guata, me palpita la cabeza, se me revuelve el olor de su pelo con el olor del pañuelo, con el olor de los peluches y el olor de la colonia de frutilla. Me vence el sueño, pensamientos oníricos más estrafalarios de lo normal me estrujan las neuronas y me despierto con un temblor (¿otro terremoto, mamá?) la Sofi ni me pesca, ella feliz soñando con los unicornios. Me tiemblan las manos. Intento dormir otra vez, pero me confundo y en vez de dormir me vuelvo a despertar, tiembla de nuevo o tiembla por primera vez, quizás no tiembla realmente y comienzo a flotar por encima de los muebles, me siento arriba de la cómoda, me peino con el cepillo morado y después vuelve a temblar, otra vez me quedé dormida o me desperté, o quiezás nunca me dormí y por lo tanto no despierto más. Abro un ojo y veo a alguien en la puerta.
-¿Está temblando?- pregunto.
-Ni idea- responde una voz conocida.
Estaba oscuro afuera, es de día pero está oscuro, lo sé. Me gana el sueño otra vez, maldita batalla que siempre me encuentra en desventaja. El olor del pañuelo me confunde y pienso que me voy a despertar al lado de otra persona y entonces siento las patitas en mis rodillas y abro los ojos, la Sofi me pega mientras sigue durmiendo y yo por fin desperté. Tembló anoche, digo para mis adentros, encontrando bien hueóna mi reflexión. Miró el celular, 11:14 am. Mierda, me atrasé. Salto como resorte de la cama, me meto a la ducha, me arreglo el pelo, me pongo la ropa, me maquillo con una mano mientras me pongo los zapatos con la otra.
-Oye, llego a las 12:30, me quedé dormida.
-Ok, te espero.
Cuelgo. Mierda, mi bolso se está lavando, adonde cresta dejé el pase, la tarjeta del banco, chucha, no sé si tengo la plata. No voy a llegar, me carga ser impuntual, cual era la micro, mamá mejor anda a dejarme tu, si total a ti se te olvidó despertarme. Desayuno en el auto, se me rayó el celular, aló ya llegué, Hola tiene redcompra?, ya me voy altiro porque mi mamá me está esperando, hablamos por facebook, te quiero, gracias, chau.-


YA NO SE QUÉ HUEÁ.

Wednesday, March 10

sweet sixteen !

Creí que sería horrible y ha sido el día más lindo de la vida :) Con mi Magdalena Carolila sanita y fuera de peligro, con mi Nina casi completamente recuperada, con mi familia, con mis amigas, con mi gente, con los que amo Incluso sin regalos hubiese sido bacán, pero fue realmente perfecto,

REALMENTE PERFECTO !

Friday, March 5

pretend.

Y casi siempre duele. No importa cuantas veces intentes borrarlo, o cuanto tiempo quieras ignorarlo. Siempre vuelve, siempre duele. Y hasta la mejor persona puede convertirse en un ogro, nunca se termina de conocer a la gente. El tiempo se empieza a hacer humo, o se empieza a hacer chicle, pero nunca es como quieres y eso, como el aire, pesa y molesta. No se puede entender si no se ha vivido, pero llega un punto en que te duele la nariz de tanto respirar y quieres parar un minuto y no se puede, no se puede parar de respirar. Disfrazas la verdad dejando a la vista los dientes medios amarillos de tanto café, simulando una sonrisa, y a la larga -con la práctica- puedes hasta reír sin sentir ni una cosquilla. El tiempo oculta pero no cura nada, las risas no pueden sanar heridas si finges muecas con dificultad. El brillo es una ironía, el humor es otra mentira. La mejor persona puede convertirse en un ogro, nunca se termina de conocer a la gente.

Thursday, March 4

P: Me cuesta seguir tu ritmo, a veces no sé de qué me hablas, me confundo rápido y me marea tu insustancia.
F: A eso viniste, no había para qué enamorarse.
P: Probablemente un malentendido, y la inmadurez. No fue una buena idea desde el comienzo...
F: Pero somos humanos.
P: Tú no, yo lo soy. También soy egoísta y me enrrollo con facilidad. Amo la cursilería. Sé que ella ha vuelto.
F: No sabes de lo que hablas.
P: No lo sé porque no me lo dices y hay lugar para especular. Estoy especulando y asumiendo que ella ha vuelto, sé además que no demorará mucho en atraerte de vuelta.
F: ...
P: Gracias.
F: ¿Por?
P: Por darme la razón.
F: No lo entiendes, no es fácil.
P: No pareces interesado en facilitar las cosas.
F: Somos nada.
P: Nada.
F: ¿Y ahora?
P: La venganza es como la comida chatarra; te satisface por un momento, pero a la larga envenena y te da más hambre.
F: Cierto.
P: ¿Ahora?
F: Lo de siempre, nos distanciamos, nos somos infieles, nos alimentamos de pieles ajenas por un tiempo. Luego una casualidad, algo del destino, pero no ese destino que pasa porque si sino ese que está manipulado e intensionado. Y nos volvemos a ver, y nos damos cuenta de que...
P: ...aún nos amamos.
F: Aún nos queremos.
P: ¿Luego?
F: Es un ciclo sin fin. Nunca voy a ceder, nunca te vas a cansar.
P: ¿Dejará de doler?
F: Te vas a acostumbrar.
P: Odio la libertad.
F: ¿Mi libertad?
P: La nuestra.
F: Yo odio el amor.
P: Y a ella... ¿la amas aún?


(En un mundo aparte puedo confiar en que esta historia es diferente. Hoy quiero pensar que solo es un sueño.)

Tuesday, March 2

Sometimes imperfect is perfect.

y amo esa hermosa imperfección.